COMRA

CONFEDERACIÓN MÉDICA DE LA REPÚBLICA ARGENTINA

Prensa

Daño en el ejercicio profesional

Por el Dr. Ignacio Berríos, Vicepresidente de la Confederación Médica de la República Argentina (COMRA) y Vicepresidente 1° de la Confederación Médica Latinoamericana y del Caribe (CONFEMEL).

El Síndrome de Burn out o de desgaste profesional se ha convertido en un denominador común entre los profesionales de la salud, habiendo sido primariamente definido como una forma de reacción del médico hacia el trabajo, hoy se presenta como una verdadera patología profesional frente a la dicotomía que existe entre las nuevas modalidades de trabajo y las herramientas con que cuenta el médico para poder desarrollar su labor profesional e interactuar en este escenario.
El ejercicio profesional se define en un nuevo contexto, marcado por una sobrecarga laboral frente al excesivo número de pacientes, carencia de recursos, presión horaria, presencia de patologías cada vez menos reversibles y dilemas éticos resultantes de nuevas tecnologías; en consonancia a una merma de retribuciones y estímulos que conviven con la amenaza de la creciente judicialización de la salud.

Nos enfrentamos a una cruel realidad, los profesionales de la salud están desprotegidos, existe una negación del daño, los médicos no relacionan la sobrecarga laboral con el daño a su salud. Y la realidad es que este tipo de síndromes cada vez se presentan en poblaciones de médicos más jóvenes.
Según datos de la Organización Internacional del Trabajo (OIT), las enfermedades profesionales causan 2,34 millones de muertes por año en el mundo, lo que representa el 86 por ciento de los fallecimientos relacionados con el trabajo.
La Organización Mundial de la Salud (OMS) alerta que estas enfermedades pueden ocasionar muerte prematura y discapacidad. Los desórdenes mentales, las patologías músculo-esqueléticas, las enfermedades cardiovasculares y los cánceres ocupacionales, se postulan como la nueva epidemia ocupacional de los últimos 15 años.

Por este motivo, la Organización Panamericana de la Salud (OPS) agrega en la lista de factores causales, "los psicosociales" como la sobrecarga de trabajo, las condiciones laborales, la violencia y el estrés ergonómico.
El síndrome de burn out (quemado), el desgaste por empatía y el mobbing deben ser considerados enfermedades profesionales y consecuentemente contar con un marco jurídico adecuado que como tal los contenga. Los devastadores efectos provocados por las agresiones que los médicos reciben en su ámbito laboral, las políticas restrictivas sobre los recursos humanos (jubilaciones por decreto, contratos basura, etc.), la precariedad laboral, las políticas basadas en conceptos mercantilistas, constituyen acciones lesivas de los derechos humanos y atentan en forma directa contra el paciente y el médico.
Asimismo, cabe aclarar que el ejercicio liberal de la profesión no delimita responsabilidades, ni necesidad de protección legal, las prepagas y hospitales no tienen límites de exigencia, ni responsabilidad sobre su salud mental ni somática. Existe un alto grado de precarización laboral y con el afán de conservar el empleo, los médicos se convierten en recurso humano fácilmente explotable.

En la actualidad, los profesionales se enfrentan a la contradicción de ejercer una profesión humanística en un marco burocrático y mercantilista que provoca frustración e insatisfacción. Para cambiar el escenario del ejercicio profesional en nuestro país debemos priorizar las relaciones interpersonales del grupo de trabajo, promover la formación continua, identificar mecanismos precursores de enfermedad y establecer un verdadero marco legal frente a los riesgos del trabajo profesional.

Mientras que este tipo de patologías son reconocidas en países como Alemania, Suecia y España, el vacío legal que existe en Argentina propicia una verdadera violación a los derechos humanos. Debemos tomar de conciencia de la redefinición del acto médico, en un marco economicista que reemplaza al ejercicio profesional humanista e implementar mecanismos que protejan la salud de nuestros médicos.

ÚLTIMA EDICIÓN

NOTICIAS RELACIONADAS